Fragmentos de nada

“…en la pintura de marco recortado, al ser éste, en la casi totalidad de los casos, la única forma creada conscientemente adquiere una importancia fundamental, en detrimento de la composición de la pintura…”

A propósito del marco

Rhod Rothfuss - Octubre de 1950

“Como si viniera de otra conversación de otra realidad, eufórico, exaltado, el grandote, Carlos María Rothfuss (que firmaba sus obras como Rhod) tomó de un brazo a su amigo Rodolfo “Felipe” Troncone y zamarreándolo violentamente, casi le gritó ¡Quedamos, Felipe, quedamos! El artista Felipe que en realidad firmaba como Rodolfo Uricchio, sorprendido por la situación y sin comprender pidió explicaciones. Rothfuss respondió brevemente y no se habló más del tema. ¡Quedamos en la historia! Era 1948.”

Cuatro años antes, el único número de la revista Arturo (Revista de Artes Abstractas) sale en Buenos Aires y un solo artículo hace referencia a las preocupaciones plásticas de sus integrantes en ese momento, “El marco: un problema de plástica actual”, de Rhod Rothfuss, el primer texto dedicado al marco recortado (estructuras irregulares con formas geométricas combinadas).

Rothfuss dejaba en claro que se debía romper con la ortogonalidad del cuadro, pues la regularidad del soporte fragmentaba la forma, siguiendo el clásico “marco ventana”: “Una pintura con un marco regular hace presentir una continuidad del tema que solo desaparece, cuando el marco está rigurosamente estructurado de acuerdo a la composición de la pintura. Vale decir, cuando se hace jugar al borde de la tela, un papel activo en la creación plástica. Papel que debe tenerlo siempre. Una pintura debe ser algo que empiece y termine en ella misma. Sin solución de continuidad.”

El marco recortado será un tema clave para los artistas concretos rioplatenses de esa época, y aunque luego se separan y se van agrupando en diferentes asociaciones, esta generación es un antecedente del shaped canvas norteamericano de los años 60 (resulta importante destacar que el artista húngaro László Péri ya realizaba marcos recortados en la década del 20).

Más de medio siglo después, Christian Riffel se interesa en el marco recortado y lo revisita como campo de experimentación plástica y conceptual, abarcando una variedad de enfoques y el uso de la curva sobre un material contemporáneo, Sintra (PVC espumado) el cual le permite llegar a la forma previamente diseñada a mano y luego en la computadora; es de destacar también que gracias al gran tamaño de las obras no son "absorbidas" por la pared, como ocurría con las creaciones de los artistas MADI.Su trabajo se basa mucho más en su percepción personal, experiencias visuales que transfiere a la forma y el color de la memoria.

Las soluciones pictóricas formales de Riffel poseen un control de la relación de forma y espacio.

El arte abstracto es el resultado de dos impulsos diametralmente opuestos: por un lado el de lograr una obra plenamente autónoma – en palabras de Ad Reinhardt “más pura y más vacía, más absoluta y exclusiva”- y por el otro, el de crear un arte que pueda integrarse por completo en la vida cotidiana, como lo propusieron los artistas de De Stijl y del contructivismo ruso.

El marco recortado  es con frecuencia descripto como un híbrido entre la pintura y la escultura, y su aparición en la escena del arte fue una consecuencia de cuestiones centrales de la pintura abstracta, expresó el deseo de los artistas de adentrarse en el espacio real rechazando el ilusionismo detrás del marco, por este motivo uno de los puntos de investigación del artista para esta exhibición es el pensar el lugar que el vacío ocupa en cada obra, especialmente cuando se las presenta al espectador de forma suspendida, donde además se puede observar en su totalidad los colores plenos y a veces difuminados que aplica con rodillo y también con aerógrafo industrial ofreciendo una sensación de infinito y profundidad que termina bifurcándose hacia los contornos de la obra.

En su libro “La creación en las artes plásticas” de 1923, uno de los padres de la abstracción, varias veces olvidado, František Kupka (1871-1957), escribió: “Las impresiones que producen las obras de arte suelen ser más fuertes que las de la naturaleza. En arte nunca se ha dicho la última palabra. De hecho, la obra de arte se crea sólo para que inspire otra obra de arte”.

Estos marcos recortados, revisitados por Christian Riffel, así lo demuestran.

Expo Fragmentos de nada of the artist Christian Riffel. Expo Fragmentos de nada of the artist Christian Riffel. Expo Fragmentos de nada of the artist Christian Riffel. Expo Fragmentos de nada of the artist Christian Riffel. Expo Fragmentos de nada of the artist Christian Riffel. Expo Fragmentos de nada of the artist Christian Riffel. Expo Fragmentos de nada of the artist Christian Riffel.